Sobre la elección del nuevo alcalde en Alcalá de Henares

Tras la dimisión del alcalde del Partido Popular en el municipio madrileño de Alcalá de Henares ha sido necesaria la elección por parte de los concejales de un nuevo alcalde. El ayuntamiento en este municipio está constituido de la siguiente manera:

Partido Popular: 12 concejales

Partido Socialista Obrero Español: 9 concejales

Izquierda Unida: 3 concejales

Unión, Progreso y Democracia: 2 concejales

España 2000: 1 concejal

La suma de los concejales del PP es la misma que los del PSOE y de IU, lo cual daba cierta incertidumbre a la elección del nuevo alcalde, puesto que el PSOE e IU suelen ir de la mano en este tipo de situaciones.

La llave, pues, quedaba en manos de UPyD, ya que España 2000, con 1 solo concejal, pintaba poco. UPyD puso sobre la mesa una serie de condiciones para elegir al nuevo alcalde, condiciones que se recogen en este documento.

Algunas de estas condiciones eran la reducción del sueldo de los concejales y del alcalde, reducción de las subvenciones a partidos políticos y la dimisión de miembros de la corporación que pertenezcan a órganos de dirección y control de Caja Madrid (en clara alusión al socialista Javier Rodríguez Palacios).

De los dos candidatos a alcalde (uno del PP y otro del PSOE) el único que aceptó estas condiciones fue el del Partido Popular, y por tanto es éste el que ha recibido el apoyo de UPyD y ha sido nombrado alcalde. Esto no ha gustado nada en el PSOE e IU, lanzando duras críticas a UPyD, en especial por apoyar a un alcalde del Partido Popular justo después de los recortes del gobierno del Estado, que también es del Partido Popular, obviando que en el Congreso de los Diputados UPyD ha criticado con dureza los recortes del gobierno. También obvian que el gobierno del PSOE de Rodríguez Zapatero realizó en la pasada legislatura recortes similares, por lo que no son los más indicados para creerse con más legitimidad para gobernar que otros.

Unión, Progreso y Democracia ha apoyado en algunas ocasiones gobiernos del PP, como en el caso que nos ocupa, y en otras ocasiones ha apoyado gobiernos del PSOE, siendo el caso más conocido de esto último el apoyo al candidato socialista para la presidencia de Asturias. En estos apoyos siempre ha primado alguno de los siguientes puntos:

  • Echar del poder a políticos imputados.
  • Que el partido candidato a gobernar se comprometa con puntos del programa de UPyD.
  • En caso de no haber imputados en las filas de ningún partido y que ningún partido apoyase las propuestas de UPyD (puntos 1 y 2), dejar gobernar a la lista más votada.

El no apoyar a un partido concreto ha obligado a los partidos que querían el apoyo de UPyD a ceder en algunos aspectos. Así, por ejemplo, en el caso que nos ocupa de Alcalá de Henares, el PP se ha comprometido a realizar los puntos del documento de UPyD que hemos enlazado antes. O en Asturias UPyD ha arrancado del candidato del PSOE el compromiso a estudiar un cambio en la ley electoral.

Como contraposición tenemos el modelo de pactos de IU: seguidismo absoluto hacia el PSOE, con el objetivo de evitar que gobierne el PP. Y como IU apoya al PSOE sí o sí, nunca le arranca ningún compromiso importante que haga girar las políticas del PSOE a puntos cercanos al programa electoral de IU. Así, por ejemplo, tenemos que en Andalucía IU no va a exigir tocar la ley electoral, a pesar de que el PSOE necesita desesperadamente su apoyo y a pesar de que la reforma de la ley electoral es uno de los puntos clave del programa de IU. Lo máximo que arranca IU gracias a su política de pactos es alguna consejería importante que les asegure cuota de poder, pero, ¿cambios reales? Ninguno.

El único acto de rebeldía que miembros de IU han tenido hacia esta política de seguidismo ciego al PSOE ha sido en Extremadura, donde IU se abstuvo en la votación del presidente de esta comunidad, dejando gobernar en minoría al Partido Popular. IU-Extremadura ha recibido duras críticas por parte de los responsables de su partido a nivel nacional por esto, por lo que difícilmente se volverá a dar otro caso similar; no dudéis que en el futuro volveremos a ver a IU apoyar al PSOE sin exigirle nada a cambio.

Ojalá algún día en España superemos el “votar a unos para que no gobiernen otros”. Ese día, empezarán a avanzar las cosas.

Anuncios

Publicado el 18/07/2012 en Comunidad de Madrid, Política regional, Regeneración democrática y etiquetado en , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: